Agregado a la Wishlist
Mi Wishlist
Acabas de agregar un producto al carrito:
Ir al Carrito

¿Te ha pasado que al despertar tienes la voz ronca?

Probablemente hayas notado que tu voz al despertar es más grave que el resto del día. Esto no es algo malo, en ocasiones, además de la ronquera, puedes sentir la garganta inflamada, irritada, tener tos y que tu voz tarde bastante en recuperarse.

¡Encuentra tu colchón ideal!

En esta nueva entrada de blog te contaremos porqué sucede esto y cómo puedes mejorar con unos sencillos cambios en tu higiene de sueño.

Mucosidades acumuladas

Durante el día, la mucosidad que segrega el cuerpo (especialmente la boca y nariz) se va eliminando al hablar, comer, beber agua y pasar saliva. Pero, por la noche, la mucosidad se vuelve más espesa, la cantidad de veces que pasamos saliva disminuye y puede llegar contenido gástrico a la garganta (reflujo), lo que incrementa la producción de moco, irritando la faringe.

Esta mucosidad inflama la garganta, afectando las cuerdas vocales. Al despertar es posible que sientas dolor, que las cuerdas vibren lentamente al emitir los primeros sonidos y que tu voz suene más baja, áspera y ronca, especialmente si respiras por la boca.

Falta de hidratación

A lo largo del día, las personas bebemos diferentes líquidos para hidratar el cuerpo, provocando que la saliva y mucosidades sean más líquidas. Sin embargo, si duermes durante 6 horas seguidas, ten en cuenta que es el tiempo que pasas sin hidratación, detonando que la mucosidad sea viscosa, que tu garganta esté seca y tu voz sea ronca.

Incluso, si sueles despertar con los ojos hinchados, la causa más frecuente es la falta de hidratación nocturna.

Dormir con ventiladores

Es cierto que el calor nocturno puede hacer muy difícil conciliar el sueño, pero tener el ventilador encendido o la ventana abierta durante la noche hará que tu cuerpo segregue más mucosidad. Esto, además, puede provocar que tosas en la noche, que amanezcas con la garganta irritada, inflamada y que tu voz suene ronca por un periodo más largo.

banner colchones en oferta

Reflujo gástrico

Esta es una condición que amerita acudir con el médico porque no solo interfiere con tu calidad de vida, sino con tu descanso. El reflujo o los ácidos estomacales regurgitan desde el estómago hasta la garganta, causando la irritación de las cuerdas vocales e incluso llegan a despertarte con la sensación de ahogamiento. 

¿Cómo puedo tener una voz menos grave al despertar?

Prácticamente, es imposible tener una voz normal al despertar, pero sí puedes seguir unas recomendaciones para recuperar tu tono más rápido, y evitar el dolor de garganta:

  • - Bebe un vaso de agua al despertar y antes de beber tu café matutino
  • - Reduce tu consumo de azúcares, ya que deshidratan el cuerpo
  • - Bebe un vaso grande de agua al menos una hora antes de dormir
  • - Enciende el ventilador para enfriar tu cuarto ANTES de acostarte y apágalo para dormir
  • - Cambia tu colchón por uno transpirable y fresco, que no acumule mucho calor
  • - Calienta tu voz por las mañanas para que las cuerdas vocales recuperen su estado normal
  • - Haz estiramientos para deshacerte de la mucosidad acumulada y espesa

Esperamos que estas recomendaciones te sean de utilidad. Si estás pensando en cambiar tu colchón, en Colchones Dormilón encontrarás una gran variedad de colchones en oferta, de las mejores marcas como colchones Spring Air entre muchas más, con la tecnología de transpiración que necesitas para tener más comodidad y un mejor descanso. Navega por la tienda en línea, adquiere el colchón que más te guste y recíbelo a domicilio en Ciudad de México o Área Metropolitana.

¡Encuentra tu colchón ideal!

Publicado el Por Marcos Smeke

Compartir esta publicacion